Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información
Bienvenido a ABOGADAS LANCELOT
Otra forma de hacer
LA ABOGACÍA ES NUESTRA VOCACIÓN
"Si tenéis la fuerza, nos queda el Derecho" - Víctor Hugo
NOS COMPROMETEMOS CONTIGO
Tus objetivos son los nuestros

El Banco de España presenta un panorama para las entidades financieras españolas poco halagüeño. Alerta de que en los “últimos seis meses los riesgos para la estabilidad del sistema financiero español han aumentado”.

Pero en esta ocasión el supervisor alerta de un peligro cada vez más creciente, el riesgo legal derivado del potencial incremento de las demandas judiciales contra las entidades financieras.

Aunque explica que durante los últimos años este riesgo “se ha incrementado significativamente”, ahora pueden crecer bastante más como consecuencia de la respuesta, en la segunda parte del año, que se espera del Tribunal de Justicia Europeo (TJUE) sobre las cuestiones prejudiciales planteadas en relación con la utilización del índice de referencia de los préstamos hipotecarios (IRPH). Dependiendo del pronunciamiento del TJUE, podría producirse un aumento de las demandas judiciales contra los bancos españoles con impacto en aquellas entidades con mayor volumen de préstamos hipotecarios indiciados al IRPH.

Varios informes de analistas han situado el impacto para la banca española de una respuesta negativa del TJUE sobre el IRPH de 3.000 millones a 60.000 millones en el caso más extremo. Fuentes del Banco de España, sin embargo, no han querido cuantificar este riesgo, ya que aseguran que no se sabe cuál será la respuesta del Tribunal. Además, considera que hay un gran abanico de hipótesis.

En este caso, el Banco de España exige que estos bancos realicen una “apropiada medición del posible impacto contingente y medidas de gestión y prevención adecuadas”. Recuerda que el coste para la banca de las cláusulas suelo se ha elevado hasta el momento a 2.200 millones de euros devueltos a los clientes hasta el pasado mes de enero. Su mayor impacto en los resultados de la banca se produjo en 2016 tras llevar a cabo una dotación en provisiones por 1.900 millones de euros.  Ver la noticia completa

 irph

Destacado

Noticias